• contacto@mujeresdeestemundo.com

Remedios caseros para un ataque de hipo


Remedios caseros para un ataque de hipo

Remedios caseros para un ataque de hipo

Autor: Yulianela Rodriguez

Lic. en Periodismo

by Yulianela Rodríguez.

El hipo es el resultado de la irritación del nervio vago (se extiende desde el cerebro hasta el abdomen). Esto causa espasmos en el diafragma que es lo que conocemos como hipo. Si bien es un malestar pasajero, resulta en extremo incómodo.

Sus principales causas son ingerir bebidas gaseosas o alcohólicas en exceso, comer mucho, comer demasiado rápido, alimentos muy picantes, estrés o emociones fuertes, el tabaquismo, el cambio repentino de la temperatura ambiente, entre otras.

En Mujeres de este mundo recopilamos algunos remedios caseros para un ataque de hipo que puedes emplear y ver cuál te funciona.

  • Ingerir una cucharadita de azúcar o de miel de abeja. El sabor dulce inundará la boca y se cree que esto relaja el nervio que causa el hipo.Azucar. Remedios caseros para un ataque de hipo
  • Poner una bolsa de papel alrededor de la boca y la nariz. Presionar con los dedos de manera que quede sellada. Respirar rápidamente 15 veces y después dar un respiro profundo. Contar hasta 10 y soltar. Repetir hasta que el hipo desaparezca.
  • Tomar una infusión de menta.
  • Con un algodón hacer cosquillas en el cielo de la boca, específicamente entre el paladar duro y el paladar blando.
  • Beber un vaso de agua de un solo trago.Beber un vaso de agua de un solo trago. Remedios caseros para el hipo
  • Revolver el agua en un vaso, con un cuchillo. Beber en tres buches. No se sabe por qué pero funciona.
  • Inhalar con fuerza para llenar completamente los pulmones de aire y sostenerlo por 20 segundos.
  • Darle un buen susto a la persona que tiene el hipo. Este pensamos que funciona pues por un momento la mente deja de pensar en el hipo y se concentra en otra cosa.
  • Masticar una almendra de manera lenta y concentrada.
  • Otro de los remedios raros, pero que le funciona a algunos es sacar la lengua y jalarla para que se quite el hipo.
  • Oler un paño empapado en alcohol blanco.Oler paño con alcohol. Remedios caseros para un ataque de hipo
  • Hacer gárgaras con agua tibia.
  • Chupar cubitos de hielo o llenar un vaso con los mismos, luego agregar agua y beber lentamente.
  • Beber el agua lo más abajo que puedas, doblando el tronco en dirección al suelo. Es complicado pero muy efectivo.
No olvides comentarnos si tienes algún otro remedio o si alguno de los nuestros te funciona.
Comentarios